Muy buenas a todos, soy Miriam, la nueva fisioterapeuta de Fisiother.

Llevo poco tiempo en la clínica, y llevo poco tiempo siendo Fisioterapeuta, y os cuento el por qué.

Allá por 2010 yo aún era una cría, empezaba a estudiar el bachillerato. Aquella época tan importante de la que ya empieza a depender tu futuro y todas las decisiones que tomes son importantes. Yo tenía claro que me encantaba la salud, sobre todo la anatomía y la nutrición. Mi idea principal en aquella época era estudiar Nutrición, pero una profesora me dijo “que me comería los mocos”. No sé si habría acertado si no le hubiera hecho caso, pero aquella frase hizo que me quitara un poco la idea de la cabeza. Aunque claro está, no ha dejado de gustarme. En mis planes no entraban ni la Enfermería ni la Medicina, ya que siempre me dio mucho “respeto” la sangre y las vísceras, por lo que empecé a indagar en la Fisioterapia. En aquella época, para mí la fisioterapia era como la Medicina vista desde fuera. Con ella, podías participar en la salud de la gente sin necesidad de ver todo eso que tan desagradable me era.

IMG_2643

La carrera

Cuando supe que tenía nota para estudiar lo que quería, fui la mujer más feliz del mundo. Así que me fui de Segovia (de donde yo soy) hasta Ponferrada para estudiar allí la carrera de Fisioterapia. Fueron cuatro años en los que aprendí muchísimo y de muchísima gente.

Acabé la carrera hace unos meses. Cuando terminé, me di cuenta de que todo acababa de empezar, de que sabía una ínfima parte de este mundo que es la Fisioterapia, y de que fuera como fuese tenía que seguir aprendiendo, y aprendiendo,… Las ganas de aprender y formarme son infinitas en este momento.

En estos meses he podido formarme en Punción Seca, y en Pilates con la Asociación Española de Fisioterapeutas Expertos en Pilates. El ejercicio bien realizado es básico para mantener un buen estado físico y mental. Es por esto, por lo que animo a todo aquel que no haya probado el Pilates a que lo haga. Y tengo en mente seguir formándome en muchas cosas más. Porque cuanto más aprendes, más sensación de desconocimiento tienes, y más quieres aprender, y esto es como la pescadilla que se muerde la cola.

IMG_2713

No quiero terminar esta entrada sin antes dar las gracias a Esther por darme esta oportunidad de formar parte de su equipo. Y a Lucía también por ayudarme a adaptarme al ritmo de la clínica. ¡Nos vemos por allí!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *